Leyes Universales

LA FE

(Viene del nº anterior)
  Pero, no esperemos que nos quiten de nuestro camino los obstáculos y reveses, propios de este plano físico de resistencias, ya que ello no sería de verdadera ayuda, sino que recibiremos la Luz y la Fuerza Espiritual y Psíquica necesarias para superarlos por
nosotros mismos, lo cual fortalecerá nuestro espíritu.
 
  Con una fe firme, nada es imposible de realizar, por difícil que parezca. Quien lo dude, que analice las grandes proezas que la historia nos señala.
 
  Si bien la capacidad realizadora de cada individuo está en relación a su grado de evolución, ¿quién conoce el punto de evolución en que se halla?
 
  Como humanos, no podemos conocerlo, ya que nuestra presente personalidad no refleja el punto evolutivo verdadero del espíritu de cada cual. Por ello, sea cual fuere, pongamos en acción nuestros recursos internos, que desconocemos, y que son siempre superiores a lo que nosotros conocemos.
 
  • Y hagámoslo mediante una fe firme que, con amor nos ayudará a avanzar más rápido en el camino de nuestra evolución y progreso.

 

  Todo aquél que ansíe un progreso más rápido, que desee avanzar en el camino de su evolución, necesita hacer uso de la fe y del amor, necesita vibrar en esa sintonía; porque, la fe y el amor son fuerzas espirituales que, unidas desarrollan una energía positiva altamente realizadora.
 
  Necesita vibrar en amor y fe, cuya sintonía le conectará con las Fuerzas Espirituales Superiores y recibir sus vibraciones sutiles, que son energía impulsora de las facultades mentales realizadoras.
Todo aquél que ansíe avanzar en el camino de su evolución, tiene que comenzar por desearlo intensamente. Y ese deseo, cuando es puro, sintoniza vibratoriamente con las Fuerzas Superiores del mundo espiritual, que colaborarán en la realización de ese deseo.
 
  • Y esa colaboración, se recibirá en la proporción que respondamos a la realización de ese deseo de progreso, mediante la auto- rrealización; realización interna y externa, que podemos y debemos programar.

 

  Nosotros tenemos ya la certeza de que existe una Sabiduría Cósmica que es Amor y Poder, y que como seres espirituales somos inmortales, y también sabemos que hay otros estados de vida hacia los cuales vamos encaminándonos.
 
  Pensemos, ¡cuánto podemos avanzar en nuestra evolución! si con fe y amor orientamos nuestra vida hacia la propia superación interna, y realización externa dándonos con amor a nuestros semejantes.
 
  Aun cuando presionados por los asuntos materiales humanos, nos parezca poco real y verdadero, la meditación y la oración son el medio maravilloso para establecer la conexión mental con las Fuerzas del Amor y del Poder, y debemos emplearlas en nuestra vida diaria, especialmente ante situaciones difíciles de nuestra vida y la de nuestros semejantes. Elevando nuestro pensamiento con amor sentido y fe intensa, pidiendo auxilio para alguna de las vicisitudes dolorosas de nuestros semejantes, que son nuestros hermanos espirituales; podemos estar plenamente seguros de recibir la respuesta, de que seremos auxiliados.
 
  Muchas personas se desaniman al no recibir de inmediato los beneficios solicitados, siendo su falta de fe la verdadera causa, la falta de verdadero sentimiento y fe vacilante, que restó intensidad a su plegaria. No dudemos nunca, aun cuando la respuesta no sea exactamente igual a lo que se esperaba; pero, sí siempre será la más conveniente.
 
SEBASTIAN DE ARAUCO
 
 
  La fe es el término medio entre la ligereza con que alguno precipitadamente cree, y la pertinacia en no creer sino en lo que antes se demuestra por la razón.
 
Fray Luis de León
 
Anteriores Artículos

LOS IDEALES ESPIRITUALES

Siguientes Artículos

LA CONFIANZA

Sin Comentarios

Deja tu opinión

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.