Leyes Universales

LA FE

  Múltiples son los aspectos contenidos en la ciencia espiritual, y cada uno de ellos nos muestra su relación con las leyes de la vida en sus diversas manifestaciones.

 

  E importante es dar a conocer esos aspectos y sus manifestaciones, así como su influencia en la vida humana y en el proceso evolutivo del Espíritu. 
 
  Con el fin de que podamos tener una idea más amplia acerca de este importante factor del progreso humano y espiritual, someteremos a análisis algunos argumentos sobre el tema de la Fe. Pero, dada su amplitud, y para una mejor comprensión, necesario es presentarlo en tres partes, a saber: 
 
  • Primera.- Un análisis psicológico humano so­bre el poder de la fe. 

 

  • Segunda.- La Fe en su aspecto espiritual, como conexión con el mundo espi­ritual superior, con las esferas espirituales de amor y poder. 
 
  • Tercera. – La Fe en su aspecto dogmático, así como un análisis breve sobre el fanatismo en su aspecto psicológico y en su aspecto espiritual. 

 

     – Comencemos por exponer muy brevemente los dos aspectos principales de la Fe, cuales son: 
 
  • a) la fe dogmática, muy común en nuestro medio ambiente. 

 

  • b) el aspecto de la fe razonada, para llegar a un convencimiento de su realidad y sus efectos. 
Fe dogmática.– Es una fe creada sobre concep­tos tomados como absolutos e inamovibles, impuesta por la fuerza en épocas de oscu­rantismo, con una oposición sistemática a la difusión de la cultura. Conceptos que han venido siendo transmitidos de generación en generación como creencias aceptadas, ya por pasividad, ya por conveniencia personal, tan común en nuestro medio ambiente; sin someter al análisis de la razón tales conceptos o creencias, ya que tales conceptos humanos no resisten hoy el análisis de la lógica. 
 
  De este grupo salen los fanáticos, causantes de tanta intransigencia perturbado­ra, con el consiguiente perjuicio en el pro­ceso evolutivo de la humanidad. 
 
Fe razonada. – Si bien es verdad que la fe es necesaria en la vida, completamente necesaria por su gran influencia en un mejor vivir y éxito en toda empresa material y espiritual, la fe debe ser como resultado de un análisis del fundamento lógico que tal o cual concepto o idea pueda tener. Y cuando en ese análisis se llega al convencimiento de la verdad de tal concepto, despierta en la persona una fuerza que podemos denominar: FE RAZONADA, o fe por convencimiento. 
 
  Y esa fe, dimanante de un razonamiento por una mente libre de toda presión, des­pierta las energías espirituales (del Ego superior) y cuya capacidad de acción puede alcanzar realizaciones verdaderamente sor­prendentes, si dirige y concentra esa energía mental hacia una meta determinada. 
 
   Si con esa fe, nos proponemos la realización de un ideal, por ejemplo, esa fe infundirá en nuestra mente una energía que nos ayudará mucho en la realización de ese ideal; ya que, por sintonía vibratoria, esa fe nos conectará con esas fuerzas superiores del espacio, que fortalecerán nuestra mente y nos harán invencibles ante la adversidad. Nos hará invencibles porque llevamos dentro de nosotros mismos los atributos de la Divini­dad . 
 
   Y esto es aplicable en todos los aspectos de la vida.

  Si sólo creemos en la personalidad que conocemos de nosotros, nuestras posibilidades de éxito en la vida, en cualquier empresa material o espiritual, estarán limitadas. Pero, si llevamos a nuestra comprensión nuestras posibilidades mentales ilimitadas, nuestra potencialidad espiritual; si desper­tamos en nosotros ese gigante dormido, cual es el Espíritu, nos capacitaremos para llevar a cabo realizaciones y hechos que de otro modo resultarían imposibles. 
 
(continuará)
 
SEBASTIAN DE ARAUCO 
 
Anteriores Artículos

ACTIVIDADES Y TIEMPO LIBRE

Siguientes Artículos

EL IDEAL DEL EQUILIBRIO

Sin Comentarios

Deja tu opinión

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.