Recordando el pasado

RECORDANDO EL PASADO

SOCIEDAD ALTRUISTA

Hermanos míos, nunca os habéis reunido con fines más elevados y más dignos, ni habéis trabajado en obra superior a la que estáis realizando. Mientras exista en la humanidad terrestre el desequilibrio causado por la ignorancia, el orgullo, las pasiones y los males todos que nos rodean, y a más la expiación de nuestro propio atraso, la caridad, símbolo de la unión entre el amor y la tolerancia, será la matrona que nos
dará su mano y nos levantara en las aflicciones más terribles de la vida.
Ella, llevándonos el pan y el abrigo, nos recordara que hay Dios, que hay providencia y que transformando en esperanza nuestra angustia, nos dará fuerzas para llevar cruz tan pesada como es la que llevamos todos en la tierra; y hablo así, porque solo la caridad que existe en el Universo, en donde rige la ley creada por el Padre común, puede habernos salvado de tantos conflictos como hemos pasado. Así, los que procuráis llevar el pan menesteroso, respondéis y trabajáis según la ley de caridad que practican los espíritus de elevados sentimientos, y edificáis los cimientos de la fraternidad humana.
Continuad en vuestra tarea empezada, hombres y mujeres de buena voluntad, sed los espiritistas los mas ardientes obreros, de esa obra, que este es el deber de todo buen espiritista; unamos a esta caridad material, la caridad moral, que consiste en dar todo el valor que tienen las buenas cualidades de cada uno de nuestros hermanos, siendo ciegos y mudos para los defectos ajenos, solo ocupándonos de ellos cuando una necesidad sumamente justa lo reclame, no olvidando nunca en tales circunstancias el “ corrige deleitando “ sublime máxima que es necesario sea nuestra constante práctica.
Trabajemos en estas practicas que sintetizan la moral de Cristo, el Señor y Maestro, amor, perfección y sabiduría infinita, tras el cual iremos en pos eternamente, para entenderle, compenetrarle más y más, para amarle y adorarle con toda la potencia de nuestro espíritu.
Adelante con vuestra obra empezada, espiritistas, y seres de buena voluntad, y que Dios os guíe, os desea vuestro hermano.
Miguel Vives
Nota: Artículo extraído del número 38 de la “Luz del porvenir” de Barcelona publicado el 23 de Enero de 1896.
Anteriores Artículos

PALABRAS DE ALIENTO

Siguientes Artículos

LEYES UNIVERSALES

Sin Comentarios

Deja tu opinión

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.